¿Cuál es el origen del antisemitismo?

  • Estás viendo un tipo de respuesta “Judío Auto-odio”, “Izquierda Radical”, “Ignorante”, “Creyente cristiano”, “Árabe hispanoparlante”, “Antisemita” con un tipo de tono “Amigable didáctico”

    No es verdad que la judeofobia es de la época patriarcal (siglo -XVII). Desde el punto de vista histórico, no es cierto que los judíos hayan sufrido persecuciones desde entonces. Aunque hay ciertos versículos bíblicos medio judeofóbicos como cuando en Génesis 26:16 Abimelej, rey de Guerar, le dice al patriarca Isaac  “Alejate de aquí, porque has prosperado a costa de nosotros”. La judeofobia no es que existan diferencias entre personas sino la intolerancia frente a esas diferencias. Abraham no tenía por qué generar enemigos por proponer la idea del monoteísmo. La judeofobia comienza con los judeófobos, no con los judíos.

  • Estás viendo un tipo de respuesta “Judío Auto-odio”, “Izquierda Radical”, “Ignorante”, “Creyente cristiano”, “Árabe hispanoparlante”, “Antisemita” con un tipo de tono “Amigable didáctico”

    Algunos creen que la judeofobia nace hace tres siglos con la esclavitud en Egipto (Charles Journet). Es cierto que el monarca egipcio usa un argumento habitualmente empleado por judeófobos: que los judíos son una quinta columna (“He aquí los hijos de Israel, son más que nosotros y más fuertes. Actuemos contra ellos con astucia para que no se multipliquen y, para que cuando nos acaezca una guerra, no se unan a nuestros enemigos para combatirnos” – Exodo 1:9-10). Lo cierto es que esclavizar a otros pueblos era una práctica usual de la antigüedad y no un odio específico contra judíos.

  • Estás viendo un tipo de respuesta “Judío Auto-odio”, “Izquierda Radical”, “Ignorante”, “Creyente cristiano”, “Árabe hispanoparlante”, “Antisemita” con un tipo de tono “Amigable didáctico”

    Hay quienes centran el origen de la judeofobia en la época del Retorno judío a Sión durante el siglo V a.c. Probablemente, de esta época data el máximo arquetipo bíblico de la judeofobia: Hamán. Hamán fue el visir del rey persa Jerjes I (Asuero) que planeó el genocidio de todos los judíos. “Hay un pueblo disperso en todas las provincias, cuyas leyes son distintas de las del reino, y no observan las órdenes del rey… Escríbase que sean destruidos” (Ester 3:8). Lo cierto es que se trato de un hecho aislado y no un odio conceptual profundo contra los judíos.

  • Estás viendo un tipo de respuesta “Judío Auto-odio”, “Izquierda Radical”, “Ignorante”, “Creyente cristiano”, “Árabe hispanoparlante”, “Antisemita” con un tipo de tono “Amigable didáctico”

    El sacerdote norteamericano Edward Flannery, en su libro “Veintitrés siglos de antisemitismo”, rastreó las primeras citas históricamente documentadas, que evidencian un encono específico contra los judíos (hoy llamado judeofobia). En  Alejandría (Egipto) del siglo III a.c. vivían 100.000 judíos, que ocupaban casi la mitad de la ciudad. Los egipcios nativos gozaban de prosperidad económica y cultural pero estaban descontentos por la dominación foránea, primero griega y luego romana. Ese resentimiento se tradujo en una xenofobia que terminó por descargarse contra el pueblo hebreo. Probablemente, a los egipcios los irritaba la tolerancia que el imperio heleno-alejandrino había otorgado a los judíos.

  • Estás viendo un tipo de respuesta “Judío Auto-odio”, “Izquierda Radical”, “Ignorante”, “Creyente cristiano”, “Árabe hispanoparlante”, “Antisemita” con un tipo de tono “Amigable didáctico”

    Aquí te presento una de las primeras muestras de judeofobia estructural. Hecateo de Abdera fue el primer pagano que se explayó acerca de la historia israelita, y en el siglo IV a.c. escribió: “debido a una plaga, los egipcios los expulsaron. La mayoría huyó a la Judea inhabitada, y su líder Moisés estableció un culto diferente de todos los demás. Los judíos adoptaron una vida misantrópica e inhospitalaria”. Hecateo es responsable de inventar el primer mito sobre la historia judía, el primero de una extensa y mortífera mitología. Los judíos “habían sido expulsados” y Moisés los condujo a ser hostíles.

  • Estás viendo un tipo de respuesta “Judío Auto-odio”, “Izquierda Radical”, “Ignorante”, “Creyente cristiano”, “Árabe hispanoparlante”, “Antisemita” con un tipo de tono “Amigable didáctico”

    El primer egipcio en narrar la historia de su país en griego fue el sacerdote Maneto, quien escribió en el siglo III que “el rey Amenofis había decidido purgar al país de leprosos… que fueron guiados por Osarsiph”, a quien Maneto identifica con Moisés. El motivo del reiterado rechazo por lo judío que se daba entre aquellos egipcios, es que, posiblemente, la narración del Éxodo ofendía su patriotismo. La religión israelita había hecho del Éxodo de Egipto su creencia central, sinónimo de la aspiración judaica por la libertad. Aquí tenemos una de las primeras muestras estructurales y constantes de judeofobia.

  • Estás viendo un tipo de respuesta “Judío Auto-odio”, “Izquierda Radical”, “Ignorante”, “Creyente cristiano”, “Árabe hispanoparlante”, “Antisemita” con un tipo de tono “Amigable didáctico”

    Los antiguos egipcios comenzaron el Exodo judío en una gesta nacional de expulsión de los indeseables. Para ello, hacía falta denigrar a los supuestos “expulsados” y rebuscar las causas posibles de aquella “expulsión”. Así, los temas del linaje leproso y la falta de sociabilidad aparecen en las obras de Queremon, Lisímaco, Poseidonio, Apolonio Molon y, especialmente, Apión. Eran egipcios que escribían en griego. Mnaseas de Patros (siglo II a.c.) aporta la novedad que los judíos “adoran una cabeza de asno” y Filostrato afirma: “los judíos han estado en rebelión contra la humanidad. Han establecido su propia vida aparte e irreconciliable”.

  • Estás viendo un tipo de respuesta “Judío Auto-odio”, “Izquierda Radical”, “Ignorante”, “Creyente cristiano”, “Árabe hispanoparlante”, “Antisemita” con un tipo de tono “Amigable didáctico”

    Los antiguos egipcios comenzaron el Exodo judío en una gesta nacional de expulsión de indeseables. Para ello, hacía falta denigrar a los supuestos “expulsados”, buscar las causas de aquella “expulsión”. Según Lisímaco “los judíos, enfermos de lepra y de escorbuto, se refugiaron en los templos, hasta que el rey Bojeris ahogó a los leprosos y mandó los otros cien mil a perecer en el desierto. Un tal Moisés los guió y los instruyó para que no mostraran buena voluntad hacia ninguna persona y destruyeran todos los templos que encontraran. Llegaron a Judea y construyeron Hierosyla (ciudad de saqueadores de templos)”.

  • Estás viendo un tipo de respuesta “Judío Auto-odio”, “Izquierda Radical”, “Ignorante”, “Creyente cristiano”, “Árabe hispanoparlante”, “Antisemita” con un tipo de tono “Amigable didáctico”

    Agatárquides de Cnido destacaba las “prácticas ridículas de los judíos, lo absurdo de su ley y la observancia del Shabat”, mostrándolos como un pueblo de holgazanes. En el siglo I a.c. Apolonio Molon lanza contra los judíos una nueva escalada de odio: “son los peores de entre los bárbaros, carecen de todo talento creativo, no hicieron nada por la humanidad, no creen en ninguna divinidad… Moisés fue un impostor”. Pero el mito más funesto inventado antiguamente, y que luego sería repetido, fue el de Demócrito (siglo I a.c.): “Cada siete años toman un no-judío y lo asesinan en el templo…”.

  • Estás viendo un tipo de respuesta “Judío Auto-odio”, “Izquierda Radical”, “Ignorante”, “Creyente cristiano”, “Árabe hispanoparlante”, “Antisemita” con un tipo de tono “Amigable didáctico”

    El máximo judeófobo antiguo fue Apión, a quien Plinio el Antiguo y Tiberio llamaron “gran charlatán”. Apión fue iniciador de las agitaciones antijudías bajo el gobernador Flaccus (año 38) que provocaron que decenas de miles de judíos fueran asesinados. El recopiló las ideas de sus predecesores y agregó las de su propia creatividad: “Los principios del judaísmo obligan a odiar al resto de la humanidad. Una vez por año toman un no-judío, lo asesinan y prueban sus entrañas, jurándose durante la comida que odiarán a la nación de la que provenía la víctima”. Flavio Josefo atacó los argumentos de Apión.

  • Estás viendo un tipo de respuesta “Judío Auto-odio”, “Izquierda Radical”, “Ignorante”, “Creyente cristiano”, “Árabe hispanoparlante”, “Antisemita” con un tipo de tono “Amigable didáctico”

    El máximo judeófobo antiguo fue Apión (quien dirigió una delegación enviada al emperador Calígula – año 38 – para quejarse de los “privilegios” que los judíos habían recibido en Alejandría) que escribió: “En el Sancta Sanctorum del Templo Sagrado de Jerusalén hay una cabeza de asno dorado que los judíos idolatran. El Shabat se originó porque una dolencia pélvica que los judíos contrajeron al huir de Egipto los obligaba a descansar el séptimo día”. Dos grandes sabios de esa época enfrentaron a este judeófobo: Flavio Josefo tituló una de sus obras “Contra Apión”, y el otro fue Filón de Alejandría.

  • Estás viendo un tipo de respuesta “Judío Auto-odio”, “Izquierda Radical”, “Ignorante”, “Creyente cristiano”, “Árabe hispanoparlante”, “Antisemita” con un tipo de tono “Amigable didáctico”

    Cuando la provincia de Roma prevaleció sobre el imperio helenista, los escritores romanos heredaron de los griegos también la judeofobia. El satírico más famoso de Roma, Juvenal (50-127), culpa a los extranjeros (si bien incluye griegos y sirios, destaca a los judíos) de haber provocado la decadencia de la forma tradicional de vida romana. Desprecia, especialmente, a los judíos porque adoran nubes, haraganean en sábado, practican la circuncisión y son pobres. Tácito (55-120) repite que los judíos debilitan la moralidad romana y que los egipcios los expulsaron al desierto, donde Moisés les ensenó rituales para separarlos de las otras naciones.

  • Estás viendo un tipo de respuesta “Judío Auto-odio”, “Izquierda Radical”, “Ignorante”, “Creyente cristiano”, “Árabe hispanoparlante”, “Antisemita” con un tipo de tono “Amigable didáctico”

    Uno de los precursores de la judeofobia más despreciable fue el historiador romano Cayo Cornelio Tácito (55-117) que escribió que cuando los israelitas llegaron a Judea comenzaron con el culto asnal porque los asnos los habían guiado en su marcha por el desierto. “Los judíos revelan un terco vínculo los unos con los otros… que contrasta con su odio implacable por el resto de la humanidad… siniestros y vergonzosos, han sobrevivido sólo gracias a su perversidad… Creen profano todo lo que para nosotros es sagrado y permiten lo que nos es aborrecible… consideran criminal matar a un bebé recién nacido”.

  • Estás viendo un tipo de respuesta “Judío Auto-odio”, “Izquierda Radical”, “Ignorante”, “Creyente cristiano”, “Árabe hispanoparlante”, “Antisemita” con un tipo de tono “Amigable didáctico”

    La política romana nunca fue sistemáticamente judeofóbica (sólo algunos emperadores lo fueron), y su ambivalencia no se modificó ni siquiera durante la guerra contra Judea. Pero, los hombres de letras romanos sí tendieron a hacerse eco de los prejuicios alejandrinos. Tíbulo, Ovidio, Quintiliano y Marcial se sumaron a los ataques contra “la perniciosa nación”. Séneca los llamó “la nación más malvada, cuyo despilfarro de un séptimo de la vida va contra la utilidad de la misma”. Aquí podemos ver un patron repetido… son intelectuales que cuando hablan de los judíos pierden el rumbo, se transforman en judeófobos-antisemitas. Hoy es parecido.

  • Estás viendo un tipo de respuesta “Judío Auto-odio”, “Izquierda Radical”, “Ignorante”, “Creyente cristiano”, “Árabe hispanoparlante”, “Antisemita” con un tipo de tono “Amigable didáctico”

    Si la judeofobia nace principalmente entre los exponentes literarios, entonces, tienen razón los que ven la cuna de la judeofobia en Alejandría, durante los días del helenismo. Por otro lado, hay quienes afirman que la cuna del antisemitismo nació con el cristianismo, durante la época romana. Lo cierto es que a partir del cristianismo, la judeofobia se convirtió en norma. La judeofobia precristiana fue vulgar, poco organizada, no sistemática. En contraste, señala Marcel Simón, la judeofobia cristiana “persigue un objetivo muy preciso: despertar el odio hacia los judíos”. Siendo así, la cuna del antisemitismo-judeofobia lo encontramos en la época romana-cristiana.