¿Qué tipo de antisemitismo prevalece actualmente en el mundo musulmán?

  • Estás viendo un tipo de respuesta “Árabe hispanoparlante”, “Antisemita” con un tipo de tono “Amigable didáctico”

    La judeofobia cristiana estaba basada en distintos mitos y calumnias, siendo la principal acusación el “deicidio” (haber matado a Dios). Judíos que se convertían al cristianismo alcanzaban la salvación y eran perdonados. De hecho, miles de judíos, a lo largo de la historia, fueron convertidos a la fuerza. El nazismo consideraba al judío como una infección que destruía a las sociedades sanas. El judío no tenía salvación ya que estaba infectado, por lo que debía ser asesinado. Si un sólo abuelo de la persona era judío, el ser humano ya estaba infectado. La judeofobia islámica actual posee importantes componentes nazis.

  • Estás viendo un tipo de respuesta “Izquierda Radical”, “Árabe hispanoparlante”, “Antisemita” con un tipo de tono “Corrector”

    El antisemitismo islámico es un tema tabú, incluso en algunas partes del mundo académico. El profesor Pieter Von der Horst (Universidad de Utrecht en Holanda) propuso dictar una conferencia sobre la lucha contra el libelo de la sangre judía. El rector de la universidad le pidió que eliminase la sección de su conferencia que trataba del antisemitismo islámico. Cuando él se negó a hacerlo, se lo invitó a comparecer ante un grupo de cuatro profesores, que insistieron en que eliminase esos pasajes. El argumento era que podría dar lugar a reacciones violentas de los grupos de estudiantes musulmanes bien organizados.

  • Estás viendo un tipo de respuesta “Árabe hispanoparlante”, “Antisemita” con un tipo de tono “Refutador”

    El antisemitismo islámico (influído por el nazi) es la razón por la cual Hamás da prioridad a las armas y a la guerra en lugar de buscar la paz y el bienestar. El antisemitismo islámico es la razón por la cual el líder de Hezbollah, Hassan Nasrallah, advirtió a Arabia Saudí y a otros países árabes: “no normalizar las relaciones con Israel”. El antisemitismo islámico es la única razón por la cual Irán, un país que no tiene ni una disputa territorial con Israel, ni un problema de refugiados palestinos, exhorta a la destrucción de Israel una y otra vez.

  • Estás viendo un tipo de respuesta “Árabe hispanoparlante”, “Antisemita” con un tipo de tono “Refutador”

    ¿Por qué es tan difícil de probar o de aceptar la conexión entre el mundo islámico y el nazismo? En primer lugar, por la oposición de académicos de izquierda que han perdido totalmente su sentido moral y político de fricción. Por supuesto, una izquierda que marca a Israel como el mal abstracto, no va a tomar en serio el antisemitismo islámico. Satanizar a Israel denota claro antisemitismo. O, como Sigmund Freud dijo, “un participante en un engaño, por supuesto, no lo reconoce como tal”. Otra razón, muchos creen que los que llaman la atención sobre el antisemitismo islamico son islamófobos.

  • Estás viendo un tipo de respuesta “Árabe hispanoparlante”, “Antisemita” con un tipo de tono “Refutador”

    Los fundamentalistas han “reducido el Corán a un caso de antisemitismo nauseabundo”, pero hay que admitir que “algunos versos coránicos, intencionalmente aislados de su contexto histórico, han contribuido aún más a la integración de los estereotipos antisemitas en la mentalidad árabe y musulmana”, afirmaba el filósofo tunecino Mezri Haddad en 2006. Esta “petrificación” de la mentalidad árabe y musulmana puede invertirse, según Haddad, pero esto requeriría “audacia intelectual” por parte de estudiosos islámicos, “ya que ellos no pueden purgar al Corán de su escoria, potencialmente antisemita”. Ojalá más gente asumiese la realidad del antisemitismo como Haddad y tuviese su audacia.

  • Estás viendo un tipo de respuesta “Árabe hispanoparlante”, “Antisemita” con un tipo de tono “Refutador”

    El antisemitismo musulmán tiene una influencia radical nazi, tal como lo demuestra el texto del principal líder ideológico nazi-musulmán, el Mufti de Jerusalén Hajj Amin Al-Husseini. Su “Proclamación al Mundo Islámico”, fue leída a los 400 delegados de todo el mundo árabe (más de 100 de ellos eran palestinos) en una conferencia pan-árabe en Siria, en septiembre de 1937. Según el especialista Jeffrey Herf, fue uno de los documentos pilares del islamismo del siglo XX. El islam tradicional no tiene mala predisposición hacia el judaísmo pero si hacia los judíos por no aceptar a Mahoma como el profeta. Islamismo nazi.

  • Estás viendo un tipo de respuesta “Árabe hispanoparlante”, “Antisemita” con un tipo de tono “Refutador”

    El antisemitismo musulmán tiene una influencia radical nazi. Al-Husseini en su “Proclamación al Mundo Islámico” (1937) dice que el odio hacia los judíos tenía sus raíces en la tradición islámica, tradición repleta de polémicas y estereotipos antijudíos debido al rechazo judío a aceptar a Mahoma como profeta. Para Hitler, su odio estaba arraigado en una bizarra apropiación indebida de la teoría evolucionista darwiniana y genética mendeliana vinculada al prejuicio anti-judío tradicional de la Europa cristiana. A pesar de las diferencias culturales, Hitler y Al-Husseini eran almas gemelas, unidos por odiar a la democracia, al liberalismo occidental y a los judíos.

  • Estás viendo un tipo de respuesta “Árabe hispanoparlante”, “Antisemita” con un tipo de tono “Refutador”

    La visión judeófoba-nazi del mundo de Hajj Amin Al-Husseini vive hoy en la Hermandad Musulmana y su filial palestina, el movimiento terrorista palestino Hamás. Esto no es de sorprender, ya que el muftí pertenecía a la Hermandad Musulmana, defendió su causa durante toda su vida y fue nombrado jefe de la Hermandad en Palestina por él propio Hassan Al-Banna, el fundador de la Hermandad (de hecho el apoyo de Al-Banna al muftí solo aumentó después de 1945, cuando la colaboración de Al-Husseini con los nazis y las llamadas al genocidio eran muy conocidas y se habían extendido en tierras árabes).

  • Estás viendo un tipo de respuesta “Árabe hispanoparlante”, “Antisemita” con un tipo de tono “Fulminador”

    Los alemanes, incluso hoy, son admirados en Beirut, Damasco o Ammán. Lo mismo sucede con la figura de Adolf Hitler, algo que no sucede en casi ningún lugar del mundo. Para los islamistas, la cuestión en juego no es el bienestar de los palestinos, sino la supresión de la iluminación, la razón y la libertad individual de los logros cuya propagación se atribuye principalmente a los judíos. El islamismo actual rechaza cualquier posibilidad de acuerdo y convivencia con Israel o los judíos. El antisemitismo cristiano clásico le permitía al judío salvarse convirtiéndose. El nazismo rechazaba eso, igual que el islamismo.

  • Estás viendo un tipo de respuesta “Árabe hispanoparlante”, “Antisemita” con un tipo de tono “Fulminador”

    La “Proclamación al Mundo Musulmán” (1937) del muftí Al-Husseini comienza afirmando: “Desde los primeros días de su historia, los judíos han sido un pueblo oprimido y debe existir una buena razón para ello”. Sigue: “Los faraones tuvieron que echar fuera a los judíos de Egipto y los romanos tuvieron que echarlos de Palestina por su conducta inmoral y explotadora. Los judíos son también propagadores de enfermedades como la peste, la razón del por qué a los judíos, hasta hoy, se los llamó ‘microbios'”. “Igualmente se llevan a cabo medidas enérgicas en Alemania contra los judíos, son eliminados como perros sarnosos”.