Mahmoud Omar (20), acusado de varias acciones terroristas, fue detenido por Israel y contó que su prima de 9 meses, Leila, tenía una enfermedad sanguínea fatal común en la familia. Omar le dijo a las autoridades israelíes que el líder de Hamás, Yahya Sinwar, pagó a los padres de Layla, Miriam y Anwar Ghandour, 8,000 shekel (2,206u$) para informar a los medios que el infante había muerto por inhalación de gas lacrimógeno en las protestas de Gaza. Esta noticia fue informada a un mes de la mentira que estás citando y que fue publicado por muchos medios de comunicación irresponsablemente.